Por un Encuentro de jóvenes estudiantes y trabajadores

BANNER-JR

POR UNA ORGANIZACIÓN SOCIALISTA DE LA JUVENTUD

Los jóvenes somos uno de los elementos sociales más golpeados por la injusticia del sistema capitalista. Se nos da una educación pública cada vez de menor calidad, por un lado, por la falta de presupuesto, que hace que nos hacinemos en salones pensados para grupos pequeños, salones que muchas veces se llueven, con riesgo de derrumbe, con instalaciones eléctricas sin el debido aislamiento, etc. Por otro lado, asistimos a una precarización de los contenidos, llevando a que los mismos se conviertan en conocimientos específicos de resolución de determinados problemas. Así, no se busca formarnos como seres pensantes, analíticos y capaces de idear soluciones a los problemas de la vida, sino que se busca convertirnos en una mano de obra barata y apenas calificada para las necesidades empresariales de hoy, sin importar lo que nos pueda deparar mañana.

Pero, toda esa mano de obra barata, ¿en que se ocupa? Se ocupa por ejemplo en las tercerizaciones cada vez mayores en las empresas estatales y también en las grandes empresas privadas. En lugar de ser contratados por aquella empresa para la que trabajamos realmente, somos contratados por una tercerizada que se queda con un gran botín y nos deja migajas como salario, así como pésimas condiciones contractuales; cuando trabajando directamente en la plantilla de la empresa que terceriza el servicio obtendríamos un salario mayor y mejores condiciones. Este juego de tercerizaciones que beneficia a las empresas y perjudica enormemente a los trabajadores, especialmente jóvenes, es fomentado desde el gobierno con leyes que benefician estos negociados, y, como decíamos antes, utilizado por el mismo estado. Se terminan dando casos ridículos, donde la empresa estatal terceriza un servicio, pero esa empresa tercerizada a su vez tiene a la mayor parte de su personal tercerizado también, a una de las grandes multinacionales de Recursos Humanos como ADECCO, Manpower y otras. En el medio, perdemos estabilidad laboral, dinero y derechos.

Para enfrentar este panorama los jóvenes debemos organizarnos políticamente para luchar. Estamos convencidos de que los problemas de la juventud pueden obtener mejoras transitorias pero que nunca se solucionarán dentro del marco del capitalismo, que sólo tiene barbarie para ofrecerle a la humanidad. Por eso, se necesita la organización socialista de la juventud –en base a un programa que reivindique los intereses históricos y objetivos de la clase trabajadora, a la que pertenecemos por contar únicamente con la venta de nuestra fuerza de trabajo para sobrevivir. Cuando hablamos de “socialista” no nos referimos a los que ensucian ese nombre, como los Tabaré Vázquez o Daniel Martínez, que son empresarios y defienden los intereses del gran capital. Tampoco nos referimos a los burócratas estalinistas que usurparon la revolución rusa y establecieron un régimen represivo y de privilegios para los mandamaces de la ex URSS.

Los jóvenes del PT impulsamos una organización de la juventud socialista, que debe tener autonomía organizativa para poder desarrollar sus propios objetivos, pero adhiriendo al programa del PT, que es el único partido que defiende una estrategia auténticamente revolucionaria y socialista. Que coloca la perspectiva de un gobierno de trabajadores y de la lucha por la unidad socialista de América Latina, como parte de la lucha por la revolución socialista a nivel internacional.

Muchos jóvenes están asqueados con los carreristas políticos que pululan en los partidos blanco, colorado y FA. Hay agrupamientos juveniles, sobre todo estudiantiles, que buscan un camino de lucha no sólo por las reivindicaciones inmediatas, sino también para cambiar de raíz el orden social y terminar con la explotación del hombre sobre el hombre. También hay experiencias de lucha de jóvenes precarizados, tercerizados, becarios, pasantes, como vemos en los supermercados, los call center y muchas empresas del Estado. Es necesario abrir un canal para unir a todos estos sectores, en una lucha de conjunto, contra el régimen capitalista.

La Juventud del PT entiende que están dadas las condiciones para convocar a un gran Encuentro, para votar un programa de acción y constituir una organización juvenil revolucionaria y socialista, en la cual puedan participar todos quienes adhieran a su programa. Para participar de dicho Encuentro, y para constituir esta organización, no es un requisito pertenecer al Partido de los Trabajadores, ni tener decidido hacerlo en el futuro. Alcanza con tener deseos de luchar y de formarse políticamente.

En estas circunstancias, llamamos a todos los jóvenes que quieran luchar contra las injusticias de este sistema a acercarse a la Juventud del PT y a trabajar en conjunto para la realización de un gran Encuentro de jóvenes socialistas que podría convocarse tentativamente en el mes de Julio.