Entrevista: Pablo De León, de la lista 21 de ATES

Conversamos con el Compañero Pablo De León, integrante de la lista 21 de ATES (Asociación de Trabajadores de Enseñanza Secundaria) 

TT: Se vienen las elecciones en ATES. ¿Cual es la situación del sindicato de cara a esta votación?

P: Nuestro sindicato viene de una importante experiencia de lucha. La huelga del año pasado ha dejado una importante experiencia que ha sido recogida por parte de los trabajadores.

Sin embargo no es del todo bueno en el panorama; el rechazo a la imposición del convenio, generó una crisis en la interna del sindicato que fue canalizada por las autoridades y el gobierno. (recordemos que Ates fue el único sindicato que no firmó el convenio hasta julio de este año).

Esto sirvió de escusa para visibilizar un ataque contra el sindicato y contra las condiciones de trabajo de todos los funcionarios. Hoy el sindicato enfrenta esta situación, en un cuadro de reflujo producto de una derrota parcial de la lucha, con la aplicación del decreto de esencialidad y la imposición del falso convenio del gobierno y la burocracia sindical, que fuera seguida por la represión de Codicien y la judicialización de los militantes.

Es una tarea inmediata revertir esta situación si queremos poner en pie de lucha a nuestro sindicato para los nuevos desafíos que se vienen.

TT: ¿Que objetivos y propuestas tiene la lista 21?

P: En primer lugar la lista surge como consecuencia de la huelga, de allí viene el nombre de la agrupación; 21 de Agosto (el día que se voto la huelga), y la lista 21 es en gran parte el reflejo de esto: un grupo de compañeros que participamos activamente durante el conflicto, en su mayoría gente joven, de los cuales muchos hicieron sus primeras armas en la lucha de clases en esta huelga. Eso es muy importante por que significa que nuestra lista es la expresión consciente de ese proceso y sus objetivos son arrancar las conquistas y los reclamos a través de la lucha. Nuestras principales reivindicaciones son las que unifican a todos los sindicatos de la enseñanza; el salario mínimo iguala la media canasta (34.000$), Mejoramiento de las condiciones de trabajo y estudio, contratación de personal, entre otras, pero sobre todo reclamamos la asignación del 6% para Anep y Udelar, y la defensa de la Educación Publica.

En este momento estamos en la lucha contra el ajuste que el gobierno viene aplicando desde la rendición de cuentas, ya que es una forma de descargar la crisis sobre el pueblo trabajador y no queremos que la crisis la paguen, la salud, la educación, y el gasto social, sino los que en estos últimos años se la llevaron en carretilla; que la paguen los capitalistas.

Nuestro método es la defensa de las asambleas, de la democracia sindical y la participación en el sindicato de todos los trabajadores. Entendemos que hay que ir a los lugares a buscar a los compañeros y no esperar a que solos se acerquen, reforzar la presencia en el interior y desarrollar ámbitos de participación. Queremos un sindicato movilizado y con independencia política del gobierno y de la oposición patronal, un sindicato que luche por los intereses de los trabajadores.

TT: ¿Como avanza la campaña?

P: La campaña de la lista básicamente tiene dos o tres etapas si se quiere: la primera ya la logramos; presentamos una lista con la adhesión de mas de cuarenta compañeros (siendo 30 el mínimo), lo hicimos en tiempo y forma y somos la primera lista en presentarnos en las elecciones, lo que refleja el apoyo que hemos recibido por parte de nuestros compañeros. Muchos no pudieron hacernos llegar sus adhesiones a tiempo ya que priorizamos el cumplimiento de los plazos establecidos por asamblea (el resto de las listas aun no se ha presentado y una de estas interpuso un recurso para aplazar las elecciones con lo cual estamos en desacuerdo).

La segunda y es la que estamos entrando es la campaña de difusión de las elecciones y de nuestras propuestas, estamos en la elaboración de un boletín y la idea es incentivar la participación de los trabajadores a través de afiches e información en las carteleras, yendo a los lugares de trabajo y realizando recorridas.

Hemos definido una rifa para solventar los gastos y ademas estrechar el vinculo con los compañeros a través de un apoyo solidario y económico, ya que no estamos de acuerdo en utilizar los recursos del sindicato para hacer nuestra campaña.

Y la tercera etapa consistiría en la presencia de nuestros compañeros en los lugares de votación, garantizando el normal desarrollo de las elecciones y comenzando a reconstruir nuestro sindicato con la impronta que nos caracteriza y si los compañeros nos apoyan con su voto, aportando nuestra militancia desde la nueva comisión directiva.

Vamos por un sindicato democrático, independiente y de lucha!