Partido de los Trabajadores

Asamblea del SUNCA

La mano de Andrade a Vázquez

Miles de trabajadores se concentraron en la plaza 1ro de mayo para asistir a la asamblea nacional del Sindicato Único de la Construcción y Afines.

Trayendo bajo el brazo un preacuerdo con el PE y las patronales, la dirección del SUNCA, llevo adelante un acto que poco tuvo de asamblea, cuyo único orador fue Oscar Andrade.

Ante centenares de trabajadores, los cuales desarrollaron durante todo el mes de noviembre importantes movilizaciones con paralización de actividades en las obras, la oratoria se centro en los avances en materia de legislación que han tenido los trabajadores, con la reciente ley de discapacidad. Andrade ratificó el convenio calificándolo como un avance, lo que luego reafirmó en su cuenta de facebook, saludando la importante gestión del “compañero Tabaré Vázquez” y achacando contra los que esperaban un conflicto entre el gobierno y el movimiento obrero, tildándolos de “conservadores”. De este modo, para el ex-diputado, las luchas obreras que se plantean contra el poder político le hacen el juego…a la derecha.

Sin dudas que el gobierno ayudó a la dirección del Sunca a mantener el control sobre un conflicto que estaba camino a ser colisión contra los lineamientos del poder Ejecutivo, pero sobre todo contra el conjunto del gobierno del FA; a la vez que la dirección sindical del PCU no tuvo que echar mano al botón rojo, que significaba el paro por tiempo indefinido y los tan vociferados 100 fogones, ya

que se estaba incubando entre los obreros un clima de huelga, y esta dirección sabe muy bien que no es conveniente, para éstos tomar ese camino.

El convenio establece un aumento anual de 11%, que está compuesto por un correctivo por inflación pasada de 3,714% y 7,286% del nuevo convenio. En tanto, el 1° de octubre de 2017 se otorgará un ajuste de 8%, además de un correctivo –en caso de que corresponda– por la inflación observada en el último año móvil a octubre del próximo año. Ese último ajuste tendrá una vigencia de 10 meses, ya que caerá en julio de 2018, y volverá a tener un correctivo por inflación observada.

El “avance” mostrado por el convenio, según la dirección del Sunca es la “no perdida salarial”, lo cual es una falacia teniendo en cuenta que las mediciones del IPC se calculan en base productos o servicios a que son más estables que otros, el propio Instituto Cuesta Duarte del PIT-CNT lo sentenciaba a mediados de este año que algunos de los productos de los mas utilizados por las familias trabajadoras y que integran el IPC habían alcanzado un aumento de hasta 30%. Por lo que en el mejor de los casos estaríamos ante una no perdida formal de salario, lo cual significa que al menos la dirección del Sunca celebra un congelamiento del salario; frente a la posibilidad del traslado a precios de los aumentos nominales de parte de los empresarios establecida en la modificación de las pautas del PE para la ronda de consejos de salarios.

Bien mirado, fue Andrade quien le dio una mano al gobierno: renunció a su banca para dirigir y contener la lucha del gremio más grande del país. El objetivo declarado por el ex-diputado del PCU fue cerrar la grieta que se abre entre el movimiento obrero, el FA y el gobierno.

Todo parece que el molde del convenio sera el techo que la dirección sindical oficialista se puso como meta para no perder su rol de contención de las bases y desactivar así todas las medidas de lucha planteadas. En el acto (asamblea) estuvieron ausentes los 26.000 puestos de trabajo perdidos en estos últimos 4 años, también brillaron por su ausencia los fogones y el plan de lucha prometido.

Necesitamos romper con las pautas del gobierno al servicio de las patronales, por un aumento real de salario, por la prohibición de los despidos y un plan de obra publica para reincorporar la mano de obra desocupada.

¡Que la crisis la paguen los capitalistas!

Latest posts by Pablo De Leon (see all)

Un comentario

  • andrés

    Excelente nota! Nada de concesiones al ex- diputado y por siempre burócrata Andrade, al PCU y al FA. Traicionaron a miles de obreros entregándolos a la rebaja salarial (ya lo habían hecho con las decenas de miles de desocupados).Debemos recuperar los sindicatos para el clasismo (independencia de clase)